H. Ayuntamiento de Puerto Peñasco

Brasil en alerta máxima

Los manifestantes de Río de Janeiro han sumado fuerzas para protestar por los gastos que se hicieron para la visita del Papa.

Los manifestantes de Río de Janeiro han sumado fuerzas para protestar por los gastos que se hicieron para la visita del Papa.

Río de Janeiro, Brasil.- Una manifestación frente a la residencia del gobernador de Río de Janeiro terminó ayer en choques violentos con la policía a tan sólo unos días de la llegada del papa Francisco.

Al menos cinco agentes resultaron heridos y 15 personas detenidas. La manifestación de unas mil personas en el barrio de Leblon, convocada a través de redes sociales para denunciar presuntos actos de corrupción, fue dispersada por la policía con bombas de gas lacrimógeno, balas de goma y chorros de agua.

Varias vitrinas de tiendas, bancos y fachadas de edificios fueron destrozadas en Leblon y barrios cercanos, así como estaciones de autobús yvehículos. Comercios fueron saqueados y barricadas de basura fueron montadas en varias calles e incendiadas.

El papa Francisco llega el próximo lunes a Brasil para encabezar la Jornada Mundial de la Juventud (JMJ) a realizarse del 22 al 28 de julio.

La visita obligó a Río de Janeiro a desplegar una logística semejante a la de un carnaval y un esquema de seguridad tan ostentoso como el de una cumbre de varios jefes de Estado.

Para el evento se prevé la llegada a Río de Janeiro de 800 mil turistas brasileños y extranjeros, entre los cuales 300 mil jóvenes peregrinos, quienes desembarcarán en al menos 10 mil autobuses. Sumados a los cariocas, los participantes en la jornada pueden llegar a los dos millones de personas.

La alcaldía prevé que 1.5 millones de personas estén el jueves 25 de julio en una ceremonia en la que los jóvenes saludarán al Papa y que un número similar acuda el día siguiente al vía crucis que será escenificado en el paseo marítimo de Copacabana.

A la misa del 28 de julio, con la que Francisco clausurará la JMJ y que se realizará en la región de Guaratiba, se prevé la asistencia de 1.2 millones de fieles.

El municipio declaró cuatro días festivos, impedirá la circulación de autobuses en la ciudad, reforzará el sistema de transporte público y bloqueará cientos de vías.

Además, movilizará a miles de policías, socorristas, médicos y bomberos, montó palcos y altares gigantescos y puestos médicos.

El plan inicial preveía la movilización de 12 mil militares y policías tanto en Río como en Aparecida, ciudad sede del mayor santuario brasileño, pero la cifra fue elevada a cerca de 20 mil, entre los cuales 14 mil 600 miembros son de las fuerzas armadas.

Tal cifra supera los 15 mil policías y militares desplegados durante la Conferencia de la ONU sobre Desarrollo Sostenible Río+20, del año pasado en la que hubo un centenar de jefes de Estado y de gobierno.


* * *




Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

Anúnciate en Peñasco Digital

 

¿Quires anunciarte en Peñasco Digital?

Aquí puedes descargar nuestras tarifas.

Email de contacto: publicidad@peninsulardigital.com.