La “mujer mono” vuelve a México

Julia Pastrana

Julia Pastrana

Los restos embalsamados de Julia Pastrana, muerta en 1860 y exhibida por su hipertricosis, un mal que hace crecer gran cantidad de vello,  para ser enterrados, informó este lunes la cancillería mexicana.

Los restos mortales de la mujer llegaron a México procedentes de Noruega, y hoy están siendo trasladados al estado de Sinaloa, donde serán sepultados.

La Universidad de Oslo devolvió los restos a México en respuesta a la solicitud de las autoridades de Sinaloa, que reclamaban la repatriación del cuerpo de Pastrana, una mujer de origen indígena que vivió entre 1834 y 1860. Su cuerpo medía 1,34 m y, además del exceso de vello, presentaba deformaciones simiescas en el rostro. Sin embargo, poseía habilidades para la danza y el canto, por lo que fue llevada a Europa por un estadounidense a mediados del siglo XIX para presentarla en ferias y circos.

El cuerpo de Pastrana, que había sido adquirido a comienzos del siglo XX por un empresario de espectáculos noruego para que formara parte de una exhibición de casos extraños, pasó a manos de la Universidad de Oslo en 1996. En febrero pasado, el gobierno noruego había pedido a la universidad evaluar la necesidad de mantener el cuerpo de la mexicana.


* * *


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Anúnciate en Peñasco Digital

 

¿Quires anunciarte en Peñasco Digital?

Aquí puedes descargar nuestras tarifas.

Email de contacto: publicidad@peninsulardigital.com.